DEL AMOR, EL SEXO Y LAS RELACIONES…

Amor, sexo y relaciones son 3 términos que se cruzan, se aíslan, se complican y nos joden. Hoy por hoy existen demasiadas posturas, todas válidas y ninguna absoluta, así que aquí va, una recopilación de mis pensamientos alrededor del tema.

Pase, lea, comente y comparta.

(1) AMORES DESECHABLES

Quizás esta década de vida me está dando demasiadas preguntas y dramas. Quizás es un común denominador de la actualidad. Quizás nací en la época equivocada. Quizás…

Lo cierto es que cada día veo menos brillo en las miradas y más intrigas en el corazón. ¿Dónde quedó el amor de ensueño?

11255810_856729031068551_7045918906744130867_n

Ilustración de Jours de Papier

Soy de esa generación que creció con Disney, pero no los culpo de mis ideales. También vi Súper Campeones, Sailor Moon, Los Caballeros del Zodiaco, Pokemon, Digimon, La Pequeña Lulú y otros tantos animados que no centraban su argumento en el amor.

Pero sí soy culpable de haber visto cartas de amor escritas a mano, telegramas declaratorios con mínimas palabras e infinito sentimiento. Fui testigo de las carreras protagonizadas por mujeres enamoradas que atravesaban la cuadra para recibir una llamada en la casa de la única vecina con teléfono fijo. Presencié los ramos de flores y las rosas producto de un asalto al jardín vecino. Las visitas en la sala con el menor de los hermanos en medio del sillón cuidando que las manos se mantuvieran en su lugar.

Oí poesía desde la cuna. Sí, soy calarqueña, municipio cuna de poetas y eso ayuda, pero ¡existía amor por la poesía!. Crecí en medio de ingenuidades dulces y pudores sensuales. Miraba desde la ventana esas parejas que le robaban a la noche un beso clandestino de despedida y podía oír sus suspiros al otro lado de la calle. Amaba ver la complicidad en las miradas de aquellos que se aman. Y de repente crecí. Pasaron los años y se fueron volviendo recuerdo esos instantes, añejos, ajados, olvidados.

1972482_608117112596412_69745708_n

Ilustración de Jours de Papier

Cuándo era mi turno de suspiros, pudores, poesía, miradas, besos, sentimientos y parafernalias del amor, terminé en una década de amores desechables. Personas que no quieren querer porque duele. Promesas vacías y repartidas a diestra y siniestra. La palabra cada vez más liviana y los actos incoherentes o ausentes. Quereres a medias, sin compromiso y sin pasión.

Se diluyó con el paso de las lluvias el romanticismo y la entrega, escudados en “moda” o “libertad” se volvieron comida rápida las relaciones. En cualquier esquina ofrecen un menú, llamativo, deslumbrante, tentador y delicioso que termina estando vacío, insípido y engorda. Aparentemente es “más fácil” hallar “amor” porque todos quieren hacerlo. El amor mutó a sexo. Esa es la oferta: ¡Pasarla bien! Por un rato, sin compromiso, viviendo el presente, disfrute físico y poca cercanía emocional. Ahora le llaman estar “enamorados” a un “encoñe” ¡qué bajo hemos caído!.

 

Pero la postura no es fatalista. Tengo algunas amigas que han encontrado amor de verdad, de detalles, compromiso, afinidad, cercanía, mariposas y entrega. También tengo el mayor ejemplo en mi hogar: mis padres. Ellos son los verdaderos culpables de mi creencia loca en el amor. Llevan juntos 27 años, aún sonríen y brillan sus ojos cuando cruzan las miradas, todavía dicen “te amo” y no logran conciliar el sueño sin la cercanía del otro. Ellos son prueba de que no es tan utópico el amor. Tampoco es fácil, pero sí real.

En algún lugar del planeta aún quedamos convencidos de ese amor bonito. Pero la intriga es ¿Qué pasa con los demás? ¿Por qué es cada vez más difícil toparse con ese ideal? ¿Tras cuántas camas huyó el sentimiento? Encuentran al “amor de la vida” cada 3 meses y se divierten con demasiados equivocados mientras la espera del “nuevo amor”. Preguntarles ¿Qué es el amor? Y toparse con respuestas tan absurdas como: Tener la clave de su celular y redes sociales… No tener que usar condón… y ¿el romanticismo? ¡suficiente para entrar en pánico!

Amo las hamburguesas, pero no pueden ser mi dieta principal. Es igual, me gusta el sexo y no tengo problema con quienes disfrutan del sexo casual ¡maravilloso!, pero no solo de sábanas y hormonas se vive. Así como disfruto de una cena exquisita, también deseo un amor gourmet, dónde el sexo sea solo el postre, no el plato fuerte.

1464016_554414601299997_858983347_n

Ilustración de Jours de Papier

 

Retomo el quizás, porque quizás estoy loca o soy muy exigente. Puede que termine adaptándome y viviendo de amor desechable, también puedo tener 5 gatos, una enorme biblioteca y estar sola o remotamente pueda toparme con alguien dispuesto a ENAMORARSE DE VERDAD y termine escribiendo otro post dónde cuente que ¡sí es posible hablar de amor gourmet en tiempos de comida chatarra!, pero todo es un enorme quizás…

Por ahora, estoy cansada de tanta palabrería fast food y de la estúpida y reprochable moda de “imitar un harén”. Tipos rebosantes de ego que quieren tener 2, 3, 4… titular y suplentes a la mano y sin reproches. No me funcionan las promesas vacías, no tolero a quién incumple y mucho menos a quién miente. ¡Gracias por querer llevarme a la cama! ¡Gracias por hacerme sentir objeto de deseo! Pero les falta conocer un poco más de la vida para entender que el órgano sexual más grande y preponderante es el cerebro y que el mejor sexo se obtiene cuando hay una conexión, así que ¡gracias, pero no!.

Creo que es tiempo de parar de ponernos en la canasta de ofertas. Basta de aceptar amores a medias, desechables y huecos. No más camuflar el sexo con amor. Es hora de recuperar esos suspiros, esos brillos en las miradas y las mariposas en el estómago, de dejar el miedo a sentir y enamorarnos de verdad. Quiero dejar de ver el amor solo en libros, películas, canciones y empezar a verlo en las calles y los cafés. Volver a lo real, dónde el roce de las manos eriza la piel y el acercamiento de un par de labios promete abrigo, esas sensaciones que no puede dar un emoji, un chat o una videollamada.

13379_838989202842534_5502043294282931161_n

Ilustración de Jours de Papier

Y sí, soy una romántica consagrada. Creo en el amor de verdad y camino por ahí pensando que tal vez, en algún rincón pueda existir alguien que quiera caminar a mi lado.

 

Continuará…

div{float:left;margin-right:10px;}
div.wpmrec2x div.u > div:nth-child(3n){margin-right:0px;}
]]>

Anuncios

Visita el artículo original en: https://aquiyveen.wordpress.com/go/opinion/del-amor-el-sexo-y-las-relaciones/

 

Author: admin